¿Quieres adelgazar? No elimines el pan de tu dieta

 Todavía existe la falsa creencia de que el pan está relacionado con l aumento de peso. Pero el pan no sólo no engorda; sino que, según los expertos, está demostrado que, consumido a diario, favorece la pérdida de peso; ya que apenas contiene grasa y, sin embargo, sí aporta muchísimos nutrientes esenciales para nuestra salud. ¿Acaso no ha sido siempre el pilar fundamental de la dieta mediterránea?

Comemos menos pan del recomendado

Y, sin embargo y a pesar de su importancia, el consumo de pan en España está muy por debajo de los 220-250 gramos diarios recomendados por la Organización Mundial de la Salud (OMS); exactamente, unos 150 por persona –y en descenso-, según datos de la Federación Española de Industrias de la Alimentación y Bebidas (FIAB).

El motivo es que muchas personas deciden excluir o reducir el pan de su dieta, fundamentalmente, porque creen que con ello conseguirán mantener los kilos a raya. Algo con lo que los expertos en nutrición no están para nada de acuerdo. “La forma más saludable de perder peso es con una dieta hipocalórica, variada y equilibrada, con la cantidad adecuada de hidratos de carbono y grasas, reduciendo las raciones, pero manteniendo las proporciones y acompañada de actividad física”, explica Carolina Muro, directora de la Unidad de Nutrición de FIAB.

Poder saciante

De hecho, varios trabajos de gran solidez, como el coordinado por la doctora Carmen Gómez Candela para la campaña Pan Cada Día, y en la que se analiza la influencia del pan en dietas de adelgazamiento hipocalóricas, corroboran cómo las dietas con mayor éxito son aquellas en las que se incluye la ración de pan recomendada. Así, describen cómo, durante el estudio, las personas sometidas a dietas sin pan eran más proclives a saltársela, ya que su consumo aumenta la sensación de saciedad y, por tanto, ayuda en la pérdida de peso –más aún si se trata de pan integral-. Por ello, los expertos insisten en la importancia de que, tanto el pan como los cereales, formen parte de la dieta habitual tanto de la población sana como con exceso de peso.

Aliado contra la obesidad infantil

También las cifras hablan en el caso de la obesidad infantil, según recoge el estudio Hábitos alimentarios, ingesta de energía y nutrientes y padecimiento de sobrepeso/obesidad en escolares españoles, donde se confirma que los niños que comen más pan presentan menos problemas de peso; al tiempo que se aportan nutrientes esenciales para su desarrollo como más cantidad de vitamina B1 y yodo (importantes para el funcionamiento del sistema nervioso), más ácido fólico (ayuda a la protección cardiovascular y mejora la función mental) o más zinc (para reforzar el sistema inmunitario).

Anuncios